• No hay productos en el carrito.

Miércoles de Bon Vivant

Capaz de dar lo mejor de sí en climas fríos y con una buena exposición al sol, la Riesling es una de las uvas blancas más prestigiosas y elegantes en el mundo, y sus vinos, de los más longevos en su categoría.

Bienvenidos al prestigioso mundo del vino. Para comenzar a incursionar en él, haremos un recorrido por las principales uvas del mundo del vino. La primera es una de las variedades más representativas de los vinos blancos: la Riesling.

De origen alemán, de la uva Riesling se obtienen vinos muy afrutados y de carácter. Aunque se le puede considerar como un viñedo internacional, esta variedad  da lo mejor de sí en zonas de climas fríos y soleados. Estimada por su gran clase y extraordinaria elegancia, sorprende por su capacidad de madurar los vinos, pues mejora su sabor magníficamente con los años.  

Los vinos elaborados con esta variedad se pueden definir como delicados y frescos; con una marcada, pero agradable acidez, la cual permite su conservación por varias décadas, un récord en vinos blancos.

Entre los factores relevantes del vino Riesling encontramos sus estupendos aromas. Cuando el vino es joven, generalmente ofrece aromas de manzana verde, lima, limón y cítricos, así como notas florales (espino, jazmín y manzanilla). En los vinos dulces encontramos elegantes aromas de especias: canela, jengibre y anís; y notas de musgo y fruta seca, en particular albaricoque y durazno.

Otra de sus características es la excelente resistencia al frío y a las heladas. Por eso es la uva blanca más cultivada en las zonas vinícolas de climas fríos. De hecho, se considera que los mejores vinos Riesling del mundo son los producidos en Alemania.

Los estilos de vino producidos con esta varidad son varios. Van desde los secos a los dulces, de los cuales los mejores representantes son los Trockenbeerenauslese y los Eiswein (ice wine). Gracias a la gran acidez de la uva, estos vinos dulces resultan siempre muy equilibrados.

Maridaje

Reconocido como una de las mejores cepas blancas en el mundo, el vino Riesling es gastronómico por excelencia.

Entre los mejores alimentos para maridar con él destacan: pescados, mariscos y crustáceos en general. Marida también con aves, carnes blancas y quesos frescos, como el de cabra.

En su versión de cosecha tardía, marida de modo magistral con postres que incluyan cítricos o frutas, como una tarta de limón… aunque el vino puede ser el postre.

Ahora que tenemos un mejor conocimiento del Riesling, te invito a degustarlo y disfrutar en la práctica de sus bondades.

top
Bonvivant 2021 © Desarrollado por ABMKT.

Setup Menus in Admin Panel

X